Feria latinoamericana del libro

PATRICE KANOZSAI: "Editar un libro, siempre será un placer"

Director de editorial francesa / belga «Editions du Cygne», y «SWAN WORLD» en inglés

Ediciones de Cygne nace en el año 2003 con el objetivo de promover las letras belgas francófonas. Más tarde ampliaron sus colecciones publicando alrededor de cincuenta títulos por año para luego ofrecer el 90% de su producción en formato PDF y el 50% de su producción en formato EPUB para lectores electrónicos digitales para su descarga.

Hacia el año 2013 crea y desarrolla dos colecciones universitarias de calidad con socios de prestigio y dos años después nace «SWAN World» que publica libros en inglés.

Sus publicaciones han estado en la feria académica literaria más grande de América del Norte, realizada en Los Ángeles y hace 4 años celebran su publicación número 500. 

Las Ediciones de Cygne permanecen hasta el día de hoy, pero dejemos que su director nos hable sobre este trabajo editorial que ha tenido en cuenta autores latinoamericanos.

CDG: Como director de la editorial francesa / belga «Editions du Cygne», y su editorial «hermana» en inglés, SWAN WORLD, cuéntenos ¿cómo ha sido su experiencia como editor? ¿Qué se siente sacar un libro a la luz?

PK:  Desde siempre me he sentido atraído por el libro, por su formidable capacidad para proporcionar información y teniendo tiempo para llegar al fondo de las cosas y desarrollar con matices un tema (lo que la prensa no puede hacer). Siempre he trabajado en París en la edición universitaria. Lejos de la industria de los best-sellers. Publico libros de alto valor relacionados con geopolítica, filosofía, sociología, historia. Se trata de libros muy especializados que a veces interesan solo a 300 lectores, pero que pueden explicar un tema específico lejos del frenesí mediático.

Incluso con el tiempo, editar un libro sigue siendo ante todo un placer, una aventura, un descubrimiento, un intercambio con el autor. Me veo como un «pasador del saber» sin ningún tabú filosófico. Puedo publicar libros con los cuales estoy en desacuerdo ideológicamente, pero si un autor es innovador, argumenta su propósito, se apoya en una investigación sólida, tiene derecho a alcanzar a los lectores. El editor no censura, es una ayuda al descubrimiento. Y efectivamente, Editions du Cygne ha ampliado su alcance publicando también en inglés (e incluso más recientemente en ruso) porque obviamente es el idioma mundial que permite ser reconocido internacionalmente. Pero no olvidamos las culturas e idiomas menos conocidos (los en Irak, o los idiomas khoekhoegowab o rukwangali en Namibia que solo tienen 10,000 hablantes). El mundo es una aldea y todo es una oscilación entre el grande (los desafíos globales del planeta) y el pequeño (la vida cotidiana).

Todo esto se traduce también en la organización de Editions du Cygne: hemos participado en importantes eventos nacionales e internacionales en grandes ciudades (Feria del Libro de París, Bruselas, Los Ángeles, Moscú). Y también estamos vinculados a ferias locales especializadas (Mercado de poesía en París, Feria del libro de historia de Blois, Feria del Libro de Riga (Letonia).

CDG: ¿Qué referencias tiene de la literatura latinoamericana? Y… ¿Ha pensado traducir algún autor al inglés y al francés para publicarlo en sus editoriales?

PK: Si tuviera que citar solo uno, el autor latinoamericano que más leí durante mi juventud en Bélgica fue Julio Cortázar. Me abrió toda una imaginación con un estilo personal que juega con lo que yo llamaría «una distancia particular a lo real».

En cuanto a las traducciones, no tenemos los medios de los grandes grupos editoriales que atraen a las estrellas. Sin embargo, con la implicación de nuestra poeta y amiga traductora Maggy De Coster, pudimos atraer en nuestro catálogo a talentos en lengua francesa o bilingüe como Bella Clara Ventura y Berta Lucía Estrada (Colombia), Ana Edith Tequextle (México) y Judivan Vieira (Brasil). En nuestra marca en inglés «SWAN World», hemos publicado en inglés a «Latinos» de California: Juan Cárdenas (México) o Ingrid Calderón (Salvador).

CDG: Sabemos que le encanta la poesía y que publica colecciones completas de este género literario, ¿cuál es su autor preferido, y por qué? ¿Qué verso o poema le ha gustado más, nos podría compartir un fragmento? 

PK: Sí, la poesía es mi «género» favorito en la literatura. Se pueden expresar con densidad e inmediatez sensaciones que una novela no puede proporcionar. Publicamos en francés poetas francófonos, poetas extranjeros que escriben en francés y poetas extranjeros traducidos (sin olvidar nuestras colecciones en inglés y ruso). Ahora tenemos poetas de todas partes. Al azar: Italia, Moldavia, Rumania, Estados Unidos, Canadá, Grecia, Colombia, México, Eslovenia, Islandia, Eslovaquia, Hungría, Brasil, Bulgaria, Letonia, Georgia, Rusia, Bielorrusia y otros. Incluso tradujimos a poetas de Tatarstán o Chuvashia en la Federación de Rusia.

Pero, ya que pide que nombre un solo poeta, tarea difícil, vuelvo a mis raíces y homenajeo al poeta belga Otto Ganz. La poesía es indisociable de lo que se llama «surrealismo belga» y Otto Ganz va más allá que nadie en su descripción del absurdo de la vida.

Un extracto de su último libro publicado por Editions du Cygne en francés «Technique du point d’aveugle« (Técnica del punto de ciego):

«Veo que los animales gimen y luego se callan

como hombres

se fueron a este lugar aislado

donde restauran la apnea de los inicios

la oscuridad y sus fotones

iridiscente el espejo y

la retina impresa de

fantasmas curvos

espectadores cristalinos

de una hoja agrietada en la línea

irónico de las estaciones

donde nos falta lo esencial»

CDG: ¿Cómo vislumbra el mercado de las editoriales y del libro impreso con esta avalancha de la era digital?

PK: Tengo una mirada mixta sobre la pregunta. Internet ha matado el libro porque una gran cantidad de información es ahora accesible en la Web en pocos segundos. Pero Internet también ha salvado el libro porque permite encontrar referencias de libros que nunca están en librerías. Las descargas digitales también permiten el acceso directo al contenido sin comprar físicamente un libro y esperar la entrega con franqueo. Para mi público de investigadores universitarios, esto puede ser interesante. Dicho esto, sigo siendo favorable al libro físico de papel, pero debemos adaptarnos continuamente.

CDG: La humanidad vive en la actualidad una profunda crisis, aparentemente inadvertida, de enorme magnitud y trascendencia para los pobladores del planeta, ¿Cuál cree que es el papel de las editoriales frente a procesos educativos de las nuevas generaciones?

PK: Creo que no tenemos ningún retroceso en lo que estamos viviendo (ecología, superpoblación, tecnología, redes sociales). La humanidad está experimentando cambios a una velocidad que nunca había experimentado. Como curioso y amante del saber, me gustaría tener la oportunidad de despertarme unos días en 100 o 200 años para ver el resto de la historia. Más modestamente, como dije, el editor es un “pasador del saber”. Humildemente como lo decía, el editor, trata de ayudar a difundir pensamientos que imagina que deben ser escuchados (aunque él esté de acuerdo o no). Las nuevas generaciones tomarán lo que quieran tomar. Depende de ellas construir su mundo para bien o para mal.

Gracias por este intercambio y buena suerte para la Feria.